Familias no pueden pedir que se les hagan pruebas Covid a pacientes después de morir

Tijuana.- “Es muy sencillo decir que hay finamientos por COVID, pero tiene que ser el área médica la que lo tiene que determinar”, expresó el secretario de Salud en el Estado, Alonso Pérez Rico, quien dijo que deben ser cuidadosos al atribuir al virus la causa de muerte de una persona que tenía síntomas sospechosos.

“Tenemos que tener cuidado con ese tipo de dichos, porque no necesariamente todos los que fallecen, fallecen de COVID o de sintomatología respiratoria, sin embargo son asociados así”.

Informó que los cuerpos que son llevados al Servicio Médico Forense (Semefo), y que de acuerdo a los familiares tenían toda la sintomatología asociada al patógeno, solo pueden ser sometidos a una prueba COVID cuando el personal tiene duda o alguna institución lo solicita.

“El Semefo tiene ya un protocolo establecido para pacientes con infecciones respiratorias agudas graves”, afirmó.

De acuerdo a cifras de Cruz Roja Tijuana, su personal ha atendido decenas de reportes en donde al llegar al domicilio el paciente se encuentra sin vida y según los familiares, tenía síntomas de COVID o incluso era caso confirmado.

Otros han fallecido por insuficiencia respiratoria en las ambulancias en el trayecto y también ha habido casos en que al momento de llegar a urgencias ya no pueden hacer nada por ellos.

Pérez Rico indicó que la cifra de pacientes hospitalizados ha ido a la baja, particularmente en Tijuana, y ya se muestra un descenso gradual en el número de casos sospechosos, pero no se puede descartar una nueva ola de contagios.

En Mexicali, municipio que hasta ayer viernes se reportaban mil 717 casos, 66 casos menos que Tijuana, dijo que no se trata de un rebrote sino que todavía la epidemia no ha alcanzado su pico más alto, “algo muy peligroso porque siguen teniendo muchos casos”.

El secretario de Salud en el Estado insistió en que todas las personas que estén abandonando el confinamiento, que organicen reuniones y salgan a actividades no esenciales son las que se van a contagiar en los próximos días, y muy probablemente requerirán camas de hospital.

“Ahorita no es momento de relajarnos para nada, tenemos que bajar esas curvas, las curvas no se bajan solas”, señaló.

ÚNETE A LA DISCUSIÓN