Manifestantes y simpatizantes esperaron a AMLO durante horas

En su primer día de gira por Baja California, el presidente Andrés Manuel López Obrador fue recibido tanto en Mexicali como en Tecate por decenas de personas, algunas para hacerle llegar peticiones y expresarle su simpatía, mientras que otras con reclamos o exigencias.

Para estar en primera fila cuando hiciera su arribo el presidente en el municipio de Tecate, un grupo de mujeres de la tercera edad llegó desde las 11:00 de la mañana.

Ahí permanecieron hasta que, alrededor de las 3:44 de la tarde, una camioneta blanca con placas de Baja California Sur se aproximó al área que permanecía cercada.

En el asiento del copiloto viajaba el mandatario, quien saludó tibiamente, mientras le imploraban que se detuviera y bajara el vidrio para exponerles sus demandas o entregarle una carta.

Sin embargo, no hubo una respuesta a su petición. Por momentos el presidente ni siquiera volteó a verlos.

Mientras la gente se arremolinaba, se escucharon ruegos. “Ayúdeme, se lo suplico, por favor”.

Los padres de Dylan Osmar, un menor diagnosticado con una enfermedad neurodegenerativa poco común y cuyo tratamiento es de altísimo costo, lograron atraer la atención del presidente.

Se les permitió el paso al área del parque, en donde esperaron a que finalizara el evento para ser atendidos.

También se escuchó el grito de “¡fuera Zulema, fuera Zulema!”, la alcaldesa de Tecate, quien llegó antes que el presidente y quien tuvo que descender de su vehículo y caminar hasta el recinto municipal, ya que se impidió la entrada a su unidad y a sus escoltas.

Grupos de búsqueda de desaparecidos, maestros, pensionados, así como sindicalizados e incluso algunos trabajadores de la salud, estuvieron entre los que llegaron con cartas y pliegos petitorios en mano.

Una vez que López Obrador ingresó a Palacio Municipal, hubo rostros de decepción.

Las decenas de personas que acudieron a su encuentro, aun con el riesgo de contagiarse de COVID, comenzaron a dispersarse.

El titular de la Secretaría de Bienestar del gobierno federal, Gilberto Herrera, se acercó con una caja de cartón, en donde los que quisieron fueron depositando sus peticiones, con la fe puesta en que se las harían llegar al presidente. Al menos ese fue el compromiso.

Sin embargo, después de la retirada de López Obrador, el funcionario aún llevaba la caja consigo.

Otros se mantuvieron firmes hasta que concluyó el evento y el presidente salió, pero solo saludó a la distancia. No hubo forma de acercarse a él.

También puedes leer Desde Tecate, AMLO agradece a migrantes por los 40 mil millones de dólares en remesas que envían

De nueva cuenta se escuchó el “¡fuera Zulema, fuera Zulema!”, pero ella ya no formaba parte de la comitiva que despediría al presidente, quien estuvo acompañado del gobernador, Jaime Bonilla Valdez.

Los gritos de apoyo a López Obrador fueron breves. “Es un honor estar con Obrador” se escuchó si acaso un par de veces y una señora gritó en varias ocasiones “4T, 4T”.

No fue aclamado como en visitas anteriores a la entidad.

A su llegada al aeropuerto de Mexicali, pasó algo similar, pues fue recibido por familiares que integran colectivos de búsqueda de personas desaparecidas, maestros que exigen sus pagos y grupos de resistencia a favor del agua.

Lo esperaron por casi dos horas lo esperaron grupos ciudadanos para pedirle que atendiera diversas peticiones.

Durante el traslado del aeropuerto a Centro de Gobierno, donde firmaría dos convenios relacionados con estímulos fiscales y protocolos que beneficien a pescadores del Alto Golfo, el presidente López Obrador, se detuvo unos segundos, bajó la ventana de la camioneta y expresó a los colectivos de búsqueda que giraría instrucciones para atender su tema.

Posteriormente en la explanada de los Tres Poderes, la cual fue resguardada por elementos de todas las corporaciones y del Ejército Mexicano, también estaban grupos de manifestantes, entre ellos familiares y amigos de Sunshine Rodríguez, líder pescador de San Felipe, capturado en un operativo de la Marina por delitos de tráfico de especie.

También puedes leer Las primeras palabras de AMLO en BC

La señora María Carolina Peña, madre del pescador detenido, pidió de manera directa al presidente López Obrador que liberaran a su hijo, petición que fue escuchada a través de la ventanilla de la camioneta en que se trasladaba el presidente.

También, un grupo de resistencia contrarios a la instalación de la planta Cervecera Constellation Brands, pidieron a López Obrador intervenir, al manifestar que a pesar de la negativa ciudadana, dicha empresa se niega a retirarse y sigue la construcción para su operación.

En este último punto, durante el evento protocolario, el presidente fue enfático y reiteró que Constallation Brands se irá de Mexicali, lo cual fue decisión del pueblo y se va a cumplir, aseguró.

ÚNETE A LA DISCUSIÓN
+ posts

Licenciada en Comunicación por la Universidad Autónoma de Baja California. Más de 21 años de experiencia como colaboradora en medios locales para educación, salud, empresarial, gobiernos, partidos políticos y deportes. Primera ganadora del Premio Tijuana Joven en el Mérito en Periodismo y Comunicación Social. Diplomada en Periodismo por la Universidad Iberoamericana (campus Tijuana) y Mención Honorífica por el Tecnológico de Monterrey.

+ posts