Se tarda más en estacionarse y caminar al módulo, que en vacunarse: testimonios de los nuevos vacunados en Tijuana

Tijuana.- Cuando estaba por acudir a vacunarse a mediados de junio contra el COVID-19, Alondra Arellano tuvo una emergencia y salió de la ciudad, por ello, ya no alcanzó a obtener una dosis de Johnson & Johnson, la que le correspondía a su grupo de edad.

Este lunes fue una de los cientos de personas que acudieron al nuevo Centro de Gobierno a obtener la primera dosis de Pfizer.

“Me dio un poquito de coraje cuando empezaron a decir que nos iban a castigar, que no iba a haber vacunas para nosotros, pero no saben la realidad de las personas, yo no pude por una emergencia, no porque no haya querido”, explicó.

Durante este tiempo le mortificaba el hecho de saber que casi todos a su alrededor ya estaban vacunados y ella no, por eso reforzó las medidas para cuidarse.

“Me tuve que cuidar mucho, demasiado, y más porque mi papá es médico”, indicó, lo que la expone de manera cotidiana a un contagio.

Para su fortuna, no solo ya tiene la primera dosis de Pfizer, sino que la espera fue de alrededor de 5 minutos. Tardó más en estacionarse y caminar hasta el módulo, que en recibir el biológico.

Omar Ortega debió vacunarse cuando se convocó al grupo de 40 a 49 años de edad, pero dijo que no sintió la urgencia por ir a obtener una dosis contra el nuevo virus.

Hace un año enfermó de COVID-19, que lo tuvo en cama varios días, por lo que pensó que era preferible que se vacunaran las personas que no han sido contagiadas y no contaban con anticuerpos.

“Honestamente, creo que no me interesó, yo creo que fue porque a mí me dio COVID, lo vi más para las personas que no se habían contagiado”, confió a Punto Norte.

Aclaró que nunca tuvo miedo de la vacuna, ni de sus efectos secundarios, porque hay mucha información disponible. Por eso se sentía tranquilo de obtener la primera dosis.

El Secretario de Salud en el Estado, Alonso Pérez Rico, estimó que entre un 5 y un 7 por ciento de la población que no estaba convencida de vacunarse, acudirá a los módulos instalados en el nuevo Centro de Gobierno en estos días.

Son entre 8 mil y 9 mil primeras dosis de Pfizer las que aplicarán entre lunes y martes, muy probablemente hasta el miércoles, con la certeza de que el gobierno federal enviará una remesa para completar su esquema de vacunación.

Este mismo ejercicio se hará en Mexicali y Ensenada, para las personas que por alguna razón no se alcanzaron a vacunar o ya cambiaron de opinión. Son 26 mil dosis las que tienen para esta fase de vacunación.

Recordó que inicialmente esta remesa se iba a aplicar a menores de 12 a 17 años de edad, pero la cantidad no sería significativa, “son muy pocas, preferimos optar por cubrir a la población que sí se está infectando, enfermando y acudiendo a los hospitales”.

Pérez Rico resaltó que hay personas vacunadas que están llegando a los hospitales, porque al recibir el biológico dejaron de cuidarse, pese a que tienen diabetes, obesidad o hipertensión.

“Así no funciona esto, la vacuna es un arma que te protege contra el COVID en su modalidad moderada o severa, pero si tú mermas esa arma no cuidando tu sistema inmunológico, teniendo obesidad, no cuidando tu hipertensión”, dijo, es cuando vienen las consecuencias.

Con estas jornadas se espera llegar a un 82 por ciento de personas vacunadas, aunque hay una cifra no determinada de vacunados en California, Estados.

ÚNETE A LA DISCUSIÓN
+ posts

Licenciada en Comunicación por la Universidad Autónoma de Baja California. Más de 21 años de experiencia como colaboradora en medios locales para educación, salud, empresarial, gobiernos, partidos políticos y deportes. Primera ganadora del Premio Tijuana Joven en el Mérito en Periodismo y Comunicación Social. Diplomada en Periodismo por la Universidad Iberoamericana (campus Tijuana) y Mención Honorífica por el Tecnológico de Monterrey.